Firefox 4. Primeras impresiones

Ya salió una nueva versión de nuestro navegador favorito, y después de un día de estar probándolo ya nos atrevemos a sacar algunas conclusiones.



Lo primero que llama la atención tras el cambio, es que parece igual al anterior. Ha cambiado el tema por defecto, con botones plateados al estilo MAC, y las pestañas están ahora por encima de la barra de menús.

Después de trastear un poco, es cuando descubrimos que para activar la nueva funcionalidad del menú compacto y el botón naranja, hay que ocultar la barra de menús, que venía visible por defecto. Se gana bastante espacio vertical, ideal para las pantallas de los portátiles, y en poco tiempo nos damos cuenta que el menú así agrupado es igual de útil y funcional que el otro extendido.

En la parte inferior ha desaparecido la barra de estado. Las direcciones solo aparecen al pasar el puntero del ratón por encima de un enlace o mientras se cargan las páginas. Por el contrario se ha añadido otra barra vacía donde van los iconos de algunas extensiones que los usen, así que una por otra nos quedamos igual que estábamos. Aunque esta se puede ocultar.

A la funcionalidad de Grupos de pestañas todavía no le hemos dado con la tecla. Seguro que tendrá su razón de ser.

En anteriores actualizaciones de Firefox nos encontrábamos con el grave problema de que muchas de nuestras extensiones no eran compatibles con la nueva versión y perdíamos un número importante de funcionalidades. Esta vez parece que los desarrolladores se han puesto las pilas estos últimos días y nos encontramos con todo funcionando. Si no son las mismas extensiones, se encuentra fácilmente alguna alternativa que hace lo mismo.

En el momento de instalar complementos se decía que no iba a ser necesario reiniciar el navegador. Esto no es totalmente cierto. Lo que podemos hacer es dejarlo para luego, pero hasta que no reiniciemos no tendrán efecto los cambios.

Una vez configurado todo a nuestro gusto nos disponemos a navegar por Internet. Efectivamente se nota un aumento de la fluidez en la navegación por las páginas. Algunos sitios tradicionalmente lentos como genbeta.com con overlays transparentes ahora funcionan bastante mejor, suponemos que por el uso de las capacidades de aceleración gráfica por hardware. Estas mejoras se irán apreciando conforme se vaya generalizando el uso de HTML 5 en las páginas y podamos ir dejando a un lado al Flash.

En definitiva, una actualización imprescindible y con más novedades que en anteriores ocasiones

Comentarios