Firefox en Kubuntu Linux. Una tarea complicada

Seguimos dando un repaso a los programas de aplicación que vamos encontrando en el mundo de Linux, y entre ellos tenemos la suerte de que muchos ya los conocíamos cuando usábamos Windows.

Entre ellos tenemos el navegador Mozilla Firefox. Sus funcionalidades lo han convertido en uno de los programas más usados para navegar por internet por usuarios de todo el mundo, y entre sus características estrella destaca el ser software libre y multiplataforma, por lo que creíamos que su funcionamiento en Linux sería similar a como es en Windows. Pero nada más lejos de la realidad. Para hacerlo funcionar bien ha habido que tocar muchas teclas.

Firefox ya venía integrado en los programas por defecto de Kubuntu 14.04 LTS, por lo que ni siquiera hubo que instalarlo. Lo estuvimos trasteando durante las pruebas con los Live CD, pero no es hasta que empiezas a usarlo en serio cuando ya no se perdona ningún detalle y te das cuenta de que funciona sólo regular. Una situación decepcionante siendo el programa que es.


Recién instalado Kubuntu te encuentras a Firefox con un perfil vacío. Normal. Habrá que recurrir a las copias de seguridad del perfil completo o bien de marcadores y demás complementos por separado para tenerlo a tu gusto. Esto funcionó sin problemas. La única extensión de las que teníamos en Windows que no hemos podido usar aquí fue "Navigational Sounds". Queríamos oír un sonido en determinados eventos durante la navegación pero parece que el sistema de sonidos en Linux es muy diferente. Lo perdonaremos. Silencio.

Ya lo tenemos todo. Nuestros marcadores favoritos, nuestro imprescindible Adblock Plus con sus filtros, nuestros botones y todo organizado como nos gusta. Pero esto se ve raro raro. Vamos a tener que ir al oculista. Resulta que el tipo de letra establecido por defecto para los textos de las páginas web es la familia de tipografías "Ubuntu", que se caracteriza por tener letras muy estrechas y muy juntas a tamaños pequeños. Claro. Así no veíamos nada por mucho que las agrandemos. Muchas webs también se quedan descolocadas porque los párrafos ocupan menos de lo que esperaba quien las diseñó. Para salir del paso, nos damos una vuelta por internet y localizamos otras tipografías típicas de Windows como Verdana o Arial. Comic Sans no, por favor. También hay un paquete en los repositorios oficiales que las instala todas a la vez, pero no fue nuestro caso.

Ya tenemos las letras cambiadas. Esto lo hacemos dentro de Firefox en Preferencias, Contenido, Tipografías y colores. Verdana para todo. Ya se ven las páginas web más parecidas a cómo las veíamos en Windows, pero ahora se ven realmente mal. Las letras están amontonadas y pixeladas. Resulta que el antialiasing o suavizado de fuentes de KDE no está activo por defecto y con el tipo de letra "Ubuntu" todo se ve más o menos bien, pero con las otras ya le cuesta más trabajo. Hay que ir al panel de control de Preferencias del Sistema, Apariencia de las aplicaciones, Tipos de Letra, y poner la opción de Usar el suavizado de bordes como Habilitado. En la configuración de esto, hemos obtenido mejores resultados marcando Usar representación con subpíxeles: RGB, y Estilo de hinting completo. Esto dependerá de cada monitor.

Ya vemos las letras bien. Ahora nos damos cuenta de que en algunas páginas se ve mal todo lo demás. En las que hay que desplazar hacia abajo, que son mayoría, cuando llevan bordes y recuadros con transparencia, todo se va descolocando como si fuera un puzzle haciendo realmente difícil su lectura.

En nuestros primeros días con Linux apareció la versión 29 de Firefox con su polémica interfaz Australis, y Kubuntu la actualizó automáticamente. No podemos saber si este descontrol vino con la nueva versión o ya ocurría en las anteriores. Estuvimos varias semanas preguntando y probando cosas sin obtener resultados, ya pensando en abandonar Firefox y pasarse al navegador Chromium, que es la versión de Chrome para Linux y no tiene este problema, aunque tendrá otros. Hubiera sido una decisión muy triste si no fuera porque por casualidad se pudo solucionar el problema cambiando el valor de una clave en el about:config de Firefox.

gfx.xrender.enabled = False

Arreglado. Tranquilidad. Nos quedamos con Firefox. Ahora se ve todo con normalidad y podemos afirmar que las páginas hacen scroll más rápido de cómo lo hacían en Windows.

Pero seguimos con los líos. Ahora toca solucionar que las páginas web que detectan el idioma del navegador veían que Firefox está en inglés, aunque los botones, menús, etc estén traducidos al español por el sistema de idiomas de KDE. Después de mucho buscar, rebuscar y probar, nos damos cuenta de que un encabezado HTTP que Firefox entrega a las páginas que visitamos está mal, y no se cambia por mucho que busquemos en about:config ni en las preferencias de idiomas de Firefox. Finalmente se solucionó el problema borrando todos los idiomas de las preferencias de Firefox y creando el español el primero. Entonces se reinició de forma efectiva el valor de el HTTP Header "Accept Language" y la las páginas detectan que queremos verlas en español. Demasiado complicado.

Posteriormente ha habido actualizaciones automáticas y se nos ha borrado el paquete de idiomas de Firefox en español, quedándose todo en inglés. Para arreglar el estropicio hay que abrir un terminal y escribir

sudo apt-get install firefox-locale-es

Muy fácil si lo sabes, pero si no hay que hartarse de buscar. Poner Firefox a funcionar en Linux ha sido una tarea mucho más complicada que hacer clic en el icono del escritorio. A pesar de ser tan multiplataforma, su funcionamiento en Kubuntu no es del todo óptimo porque se usan las librerías GTK+ en vez de las QT para su funcionamiento. Hay por ahí una versión adaptada, pero eso ya es otra historia, y si no viene instalado por defecto será porque no es todo lo estable que quisieran.

En todo caso, ya lo tenemos funcionando y es nuestro navegador preferido. Nos permite hacer cosas que con otros no se podría y optimizar el tiempo que dedicamos a navegar por internet. Merece la pena haber tocado todas estas teclas para ponerlo a punto.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Muchas gracias por la explicaciones. Ha sido un éxito seguir las instrucciones sobre el tipo de letra porque ahora se ven realmente bien las páginas. Muchísimas gracias.